Sobre Mago: la ascensión

-No lo he entendido, maestro, podrias…

-Está bien, pero escucha con atención esta vez. La realidad no es fija, es como un tapiz tejido por la consciencia colectiva de toda la humanidad.

-Entonces, las vacas no vuelan, por que la gente cree que tiene que ser asi, ¿no? -preguntó la bella joven.

-Exacto, ¿acaso crees que el mundo no era plano cuando todo el mundo pensaba que era asi? Pero hay otra cosa más importante. Los magos, como tú y como yo, tenemos la fuerza de alterar esta realidad solo con nuestra voluntad, aunque habras de tener cuidado, la consciencia colectiva se “defiende” si tus trucos son demasiado llamativos. Puedes hacer magia, pero siempre q no lo parezca.

Clara interrumpío emocionada: Eso lo recuerdo. Puedo freir a alguien con un rayo un dia claro, pero la realidad se defenderia de mi, pero no si antes creo nubarrones, lluvia, etc, no? Osea… que no es lo mismo que mate a alguien de un disparo creado de la nada, que de un diasparo salido de una pistola, aunque la pistola sea de juguete, ¿no?

-Si, si, eso es- contestó el maestro, un poco cansado.

– Y luego esta lo de las tradiciones -Interrumpió de nuevo- Diferentes grupos de magos, diferentes formas de ver la magia. Por ejemplo, los dreamspeakers, que son chamanes, o eso… les van los lios del mundo espiritual, y los coro celestial, que dicen hacer milagros, no magia, ¿y nosotros?

– Tu eres una Adepto virtual, mi impaciente amiga. Nosotros hemos llegado a la conclusión de que los pergaminos y pocimas funcionaron bien en su epoca, pero que en la actualidad podemos hacer lo mismo mucho mas rapido, y mucho mejor con un portatil.

Clara escuchó un ruido en la ventana de su habitación. Se levantó de un salto de la mesa donde mantenia una video conferencia con su maestro, y salió corriendo al balcón.
Miró a un lado y a otro, pero estaba demasiado oscuro. Se acercó a su ordenador, y pulsó una tecla, al instante una fuerte luz iluminó el exteriór.
-Aqui no hay nad…

El Mundo

Los Magos son personas que poseen un Avatar Despertado, que es su alma mística. Esto le permite alterar la realidad, a medida que comprenden como funciona ésta.

Se ven limitados por el paradigma del consenso, la realidad creada por el subconsciente total de la población. Este restringe su poder, y cuando quebranta la realidad (haciendo uso de la “magia vulgar”), responde por medio de la Paradoja, un fuerza que se acumula en el mago hasta causarle problemas que varían desde simples molestias, hasta el daño físico. También puede tomar la forma de Silencios (locura), Espíritus de la Paradoja que atacan al mago, y Reinos de la Paradoja que lo atrapan.

Para evitar esto ocultan su magia como simples coincidencias (“magia coincidente”).

También los limita su propio concepto de la realidad y de su funcionamiento, o Paradigma, que les permite usar su arte solo de formas específicas.

Todos los magos tienen un objetivo que alcanzar, y al lograrlo alcanzan la Ascensión, un estado similar a la iluminación, que los lleva a ellos y a su Avatar a un destino desconocido más allá del mundo físico. Pocos magos lo logran, y sus Avatares lo seguirán intentando en otra reencarnación.

Facciones

Hay cuatro grandes facciones de magos, que se enfrentan en un conflicto llamado la Guerra de la Ascensión, en la que se pone en juego el destino de la humanidad, pues cada facción intenta imponer su punto de vista sobre el Paradigma. Éstas son las facciones, su visión de la Ascensión y sus grupos integrantes.

Las Tradiciones se distinguen por su necesidad de buscar afuera del esquema establecido, tanto sea buscando la iluminación de formas no aceptadas por la mayoría, o el retorno a antiguos esquemas místicos. De una u otra forma corresponden a la necesidad humana de independencia y libre albedrío

Los Tecnócratas se esfuerzan por mantener el control sobre la Realidad, clasificándola, estratificandola. Justifica sus acciones por el bien de “las Masas”. Son la mayor fuerza de estaticidad presente en el Mundo de Tinieblas.

En términos generales, La Tecnocracia considera que la verdad es única, universal y absoluta, y por tanto la realidad debe ser protegida de todos aquellos que la pueden desafiar (todo lo sobrenatural menos ellos, por supuesto); Las Tradiciones creen que la verdad es individual y desconocida, y por tanto solo puede hallarse tras incansables Búsquedas espirituales y viajes hacia el conocimiento interior de uno mismo, una agotadora senda de secretos, misterios y medias-verdades que pocos magos logran completar, incluso invirtiendo varias vidas en ello; los Nefandos consideran que la realidad debe ser destruida (la Entropía (o Wyrm) destruye para que las cosas puedan renacer y regresar al ciclo de la vida y la muerte); los Merodeadores, si fueran capaces de organizar sus pensamientos y conocimientos y organizarse entre ellos, pensarían que la verdad es mutable, variable y aletoria, y la realidad no tiene forma, no obstante este conocimiento les ha llevado a la locura (es el precio por entender la fuerza primordial del Dinamismo, o Kaos).

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: